Últimos temas
» estandarte, bandera y escudo.
Ayer a las 8:33 pm por Anne

» Un interesante comentario en mi blog y mi respuesta meses más tarde
Ayer a las 12:41 pm por Anne

» "País" de Luz Casal
Lun Ago 21, 2017 1:05 pm por Anne

» Castillo de Bofarull y Paseo de Extremadura 2 (Actualizado)
Vie Ago 18, 2017 9:21 pm por Pepcor

» Interesantes sitios de Carlos Viñas-Valle
Lun Jul 24, 2017 10:53 pm por Anne

» El Café Comercial ya tiene su puerta giratoria
Dom Jul 23, 2017 8:18 pm por Anne

» ¡Quince años!
Mar Jun 27, 2017 9:19 pm por mary fely

» La Gatera de la Villa, número 27 (verano de 2017)
Mar Jun 27, 2017 8:58 pm por mary fely

» En Pasatiempos se ha hecho una nueva pregunta
Mar Jun 20, 2017 11:07 pm por Anne

Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Ya a la venta
subir imagenes
El tiempo
Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
Visitas
contador de visitas
Contacto
subir imagenes

Florida y Moncloa

 :: Papelera

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Mayo 21, 2012 9:35 pm

Hola a todos

Como os dije el otro día en el hilo de La Cerca o tapia de la Casa de Campo, os copio unos textos de la historia de La Florida y Mocloa muy amenos, escritos por D. Acacio Cáceres y Prat, cronista del Vierzo en el año 1891. Merece la pena leerlo pues es muy ameno, por lo menos para mi, cuando lo leí hace unos años. Os copio la introdución, ya que este hombre como veréis, describió muchos más pueblos de Madrid, es una colección de librillos, y este está dedicado a Pozuelo de Alarcón, la Florida y Moncloa y es el tomo decimocuarto y la obra estaba patrocinada por la Diputación provincial.

"Al ocuparnos de hacer la historia de pueblos tan cercanos á Madrid, y que andando el tiempo quizá ocupen los arrabales de la càpital de España, necesariamente tenemos que decir algo de los amenos sitios de La Florida, la Moncloa, la Casa de Campo, el Soto de Migas calientes y del cálebre río Manzanares. Pero como el objeto de estos libritos es sólo reseñar lo que á los pueblos se refiere, hemos de pasar a la ligera sobre las cercanías de Madrid.
Saliendo de la Puerta de San Vicente, pasada la estación del ferrocarril del Norte, y continuando la carretera del Pardo, se encuentre á la derecha la Glorieta de San Antonio, á cuyo frente, y haciendo esquina á la Cuesta de Areneros, se laza la enorme puerta, con cuadrados, machones de granito y alta verja de hierro, que franquea la entrada al que fué hace pocos años Real Sitio, correspondiente al Patrimonio, y el cual, desde la revolución de Septiembre de 1869, pertenece al Estado, dependiendo del Monisterio de Fomento.
La figura topográfica de La Florida ó Moncloa, pues de ambas maneras se denomina esta hermosa posesión, es irregular, midiendo una extensión de 4.200 metros de longitud por 1.4oo próximamente de latitud, estando cerrada la parte Norte por una tapia de ladrillo de doce pies de altura, aunque libre de valla la parte que media desde la casa de la Viña, titulada del Bordador, al paseo del bosque de El Pardo, por cuyo punto se halla enteramente abierta.
Su suelo es bastante quebrado, ascendiendo sus términos, desde el prado hasta el cerro; la fertilidad de sus terrenos forman frondosos bosques de árboles seculares, que sombrean sus parques y jardines.
Allí alamedas y los pinares alternan maravillosamente con las selvas y grupos cultivados de acacias y laureles, con algunos ejemplares de pino.
Las aromadas flores del jardín alternan con las frescas hortalizas de la huerta; el rizado viñedo ostenta sus racimos y sus pámpanos entre agrestes riberas de legumbres, y las campiñas, abundante en mieses, que ondulan doradas por el sol de castilla, dan bastante contingente á las labores de cultivo y recolección, ejercicio á las máquinas agrícolas, aplicaciones prácticas al estudio y renta respetable á la sección de Agricultura del Ministerio de Fomento.

Dieciséis viajes de agua, procedentes de distintos manantiales y albercas, cuenta para el riego de los jardines, arbolado y demás usos; toda ella potable. Sus nombres y nacimientos son : viaje de la Puerta de Hierro: nace en el arroyo de las Negras y desemboca en el estanque del mismo nombre, con 12 reales fontaneros de agua. Viaje Grande ó el Estanque Grande, procede de la tierra de la Vírgen en la huerta de Amaniel, y desemboca en el mencionado Estanque, con 34 reales de agua. Viaje de los barbos: se forma en los Tejares viejos (hoy huerta) y desemboca en el estanque del jardín del Caño Gordo, con 40 reales de agua. Viaje de los Huertezuelos: brotaba en la tierra de la Viegen, y desembocaba en el estanque de aquel nombre, con 3 reales de agua; este viaje está hoy perdido, sustituyéndole la tubería de agua de Lozoya del canalillo de Cantarranas, mana en la misma tierra de la Viegen, y su mina se halla inutilizada. Viaje de la Piña: nace en la citada tierra de la Virgen y desemboca en el mismo arroyo, cuyas aguas se pierden por hallarse inutilizado el paso, según dejamos dicho. Viaje de la Moncloa: viene de la viña del mismo nombre, y desemboca, con 2 reales de agua, en un estanque pequeño del palacio viejo de aquel título. Viaje del Pozillo: nace de la citada viña, y desemboca, con 4 reales de agua, en una reguera descubierta, por cuyo motivo sus aguas se pierden y son sustituídas por las del canalillo. Viaje Botánico: sale en la tierra del cerro del Pimiento, y desemboca en el estanque del rincón del Botánico y en el estanque del Rey en el paseo del mismo nombre. Viaje de la China: brota fuera de la Florida, y surtía la fuente que fué de la antigua fábrica de loza. Viaje del Pecado mortal: se forma en un guijero del arroyo de San Bernardino, y desemboca en el estanque de la huerta del Paso. Viaje de belén: nace en el cerro del Pimiento y se pierde en el estanque de este nombre, con 4 reales de agua. Viaje de la Junquera: proviene del arroyo de San Bernardino, y se une con el del Pecado mortal hallándose hoy perdido. Viaje de San Antonio: nace en las inmediaciones del Campo Santo, y muere, con 2 reales de agua, en un depósito de la misma mina; hoy pertenece y surte á la estación del ferrocarril del Norte.

Hecho el canalillo, parte de él una tubería de hierro para surtir á la casa de labor de la Escuela de Agricultura, y sus sobrantes se utilizan en el riego de las plantaciones de la misma.
Otra del canalillo del Sur riega el nuevo plantel del cerro del Pimiento y prados artificiales.
Y varias tomas del canalillo del Norte para el riego del nuevo arbolado del cuartel llamado de El Pardo, en donde se han hecho importantes plantaciones.
También atraviesa esta posesión una cañería del canalillo del Sur que fertiliza la Casa de Campo; y otra del canalillo del Norte, que va á los Viveros.
Poco más arriba del sitio conocido por la Bombilla, en done tiene hoy su estación el tranvía, se halla el puente llamado de los Franceses, que une esta hermosa posesión con la carretara de castilla.Este puente, construído expresamente para el servicio del ferrocarril del Norte, es de ladrillo, de excelente construcción y consta de siete arcos."

Continúa con el origen é Historia.

Saludos,
Mary Fely




mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Mar Mayo 22, 2012 1:41 am

"Su historia es relativamente de época moderna. Debió de ser dependencia, desde luego, de los Reyes de la casa de Austria, fijándose en el sitio, para recreo suyo más principalmente, los reyes de la casa de Borbón, si bien hay una circunstancia que acusa haber sido en algún tiempo propiedad particular del conde de la Monclova, del cual debe derivarse Moncloa (1).
Foé aquel magnate, según las crónicas, personaje dao á los estudios filosóficos, y compañero del duque de Pastrana en sus ataques contra los jesuítas.
Aquel ilustre Conde debió de adquirir y poseer la amena demarcación de la Moncloa, teniendo allí su estancia de retiro en sus estudios, mientras su amigo el duque de Pastrana se establecía por la parte de Chamartín de la Rosa. (2)
Adquirida por los Reyes de España la Moncloa, fué desde luego uno de los sitios de recreo más amenos que tuvo el Real Patrimonio próximos á la corte.
Aún se conservan entre sus arboledas y follajes las respetables ruinas guarnecidas de yedra del antiguo Monasterio de San Jerónimo del Paso, en las cuales terminaba la Florida, y son una página de la historia romancesca del fin de la Edad media de nuestra España, que parece leyenda.

Abierta la Moncloa y facilitada la continuación de la línes de circuitode la villa, que antes se detenía en las tapias de aquélla, y que está llamada a continuar hasta la carretera de Castilla, se halla la Puerta de Hierro, especie de ingreso á la posesión de El Pardo, que vendrá á convertirse, andando el tiempo, en unas de las entradas de Madrid.
SE construyó en la segunda mitad del siglo pasado; es de granito, excepto los ornamentos, para los cuales se empleó la piedra caliza; consta de tres entradas: la del centro es un arco de medio punto con archivolta decorada y pilastras dóricas estriadas, sobre las que se asienta un frontón triangular con las aramas de España: los vanos laterales tienen sólo pilastras, terminadas por jarrones; entre los ingresos hay recuadros con esculturas que representan trofeos de guerra y caza. Hállanse cerrados los huecos por verjas de hierro, que sin duda han dado ese nombre á la Puerta.
Por orden del rey Enrique IV 8el Impotente), y con objeto de celebrar la venida á la corte del duque Armenach como embajador de la Gran Bretaña, tuvieron lugar varias fiestas, que duraron cuatro días, verificándose justas, torneos, cacerías y banquetes, todo con gran lujo y ostentación, en los pabellones de la casa de El Pardo: celebrándose el principal de los torneos que hubo en esta histórica Puerta, en donde D. Beltrán de la Cueva defendió él solo, contra todos los caballeros lanza en ristre, lo mismo castellanos que bretones, la fermosura agregia de la señora única de sus amorosos pensamientos.
El apuesto hidalgo justador reservó el nombre de su dama, más la corte, el pueblo y todo el mundo, con la historia, entendió que era la reina de Castilla.
Duró la fiesta, dicen las crónicas, desde la mañana hasta la noche, de lo cual se holgó tanto el impotente Rey, que para perpetuar la memoria heroica del paso de armas por el Puente Verde, mandó erigir muy cerca un monasterio de la orden de San jerónimo, con la advocación de Santa María del Paso.
¡Extraño motivo fué aquél, como observa Sepúlveda, para una fundación religiosa! Mas los padres Garibay y Sigüenza afirman que más que para honrar el Rey á su vasallo favorito y premiar sus servicios, y más que por la memoria de unso juegos profanos, el Rey debió de erigir aquel templo á Nuestra Señora por haber sucedido en su festividad solemne del 8 de Septiembre, lo cual se conjetura y justifica por los premios que el soberano dió, que eran brocados, paños, aforros de mantos, veras y armiños, cuyo uso es en invierno.
Y tal parece, como observan los cronistas, que el convento no pudo subsistir, gravitando en sus muros algún misterioso anatema de la Divinidad, ""por conservar en él memoria de cosas tan profanas cuanto contrarias á su servicio"".
Y allí están sus ruinas, sus muros destrozados y sus sombríos arcos festoneados de yedrea entre escombro y maleza, sirviendo de guarida á las medrosas alimañas y á las nocturnas aves, y dando entonación melancólica y grave á uno de los paisajes más amenos de la fértil Moncloa."

(1) Según datos que hemos adquirido, La Moncloa es la parte comprendida entre los jardines y el paseo que sube desde el Palacio al edificio Escuela y otro camino que se llama de Carretas; la cual porción de terreno viene á formar un triángulo. La Florida lo constituye el resto de la finca.

(2) Una circunstancia muy extraña impone como nota esta disgresión. El duque de Pastrana de aquel tiempo, perseguía vigorósamente á los jesuítas; el último duque de Pastrana, muerto hace pocos años, dejó toda su cuantiosa herencia á la Compañía de Jesús.

Saludos,
Mary Fely

continuará...


mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por Cani el Miér Mayo 23, 2012 6:56 pm

Precioso el relato Mary Fely, me encanta de verdad, sobre todo el tema del agua, la descripción es la más completa que he visto. Por cierto, con un buen lector de este foro y gran conocedor de Madrid vimos una foto del tranvía del Pardo en la que aparecía una puerta, después de mil vueltas confirmamos que era la Puerta de la Moncloa, la historia es muy interesante pero no tengo la autorización para publicar la foto. ¿No sé si en tu escrito Mary Fely habla de las puertas?.
Pero lo que más ilusión me hace es que habla del Canalillo, que como mucho sabéís es mi debilidad, de los canales de riego y el aprovechamiento del agua. Os dejo aquí el artículo del Canalillo:

http://historias-matritenses.blogspot.com.es/2010/04/el-canalillo-de-madrid.html

Saludos
avatar
Cani

Mensajes : 54
Fecha de inscripción : 26/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Miér Mayo 23, 2012 8:16 pm

Me alegro mucho Cani que te haya gustado Smile

En este librillo, no menciona nada más que la Puerta de Hierro y la describe. Lo que me queda por pasar es más de la historia de los edificios que se encontraban en este precioso sitio. Sabía que lo del Canalillo es tu debilidad por los canales de riego, por otro hilo muy importante que se trató en este foro sobre los puentes de Moncloa y el ferrocarril.
Miraré a ver si tengo algún libro en el que se mencione algún que otro canal de riego.

Muy interesante el artículo del Canalillo, se nota que verdaderamente sientes pasión por los canales de riego, y creo que en especial el Canalillo madrileño.

Saludos,
Mary Fely

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Jue Mayo 24, 2012 1:18 am

"Dejando á la derecha las ruinas del antiguo monasterio jerónimo, que guaradan la memoria de D. Beltrán y de la Reina, de cuyos célebres amores resultó la famosa Beltraneja, según la historia, y siguiendo la prolongada calle, con zócalos de boj, columnas de árboles y bóvedas sombría de follaje, encuéntrase un ameno jardín, parquecito ó glorieta, que es delicioso. Entre vallas de job, aroman el ambiente; cipreses melancólicos se elevan rígidos y sombríos á modo de obeliscos vegetales, y se encorvan enlazados en arcos, formando oscuras capillitas de verdura entre otros árboles de pomposos ramaje, y al centro una amplia fuente de granito y mármol esparce á un tiempo su frescura y rumores al caer sus caudales del surtidor á la redonda taza.
En el centro se encuentra un invernáculo de cristales, llamada estufa de conservación, en que se guardan las plantas tropicales; y en un ángulo de frente de aquel parque, sube una escalinata de granito á la blanqueada puerta historiada á sus lados por bustos de mujeres con aspecto gentílico, la cual va á dar á la pendiente senda que conduce al palacio, á la ermita, á los departamentos de cultivo y á la casa de labor de la Moncloa.
Ya debió cazar y buscar esparcimientos entre los bosques sombríos de la Moncloa don Enrique el Doliente; Enrique IV, como se ha dicho frecuentaba sus cercas en sus continuas excursiones á El Pardo; tal vez, en sus frescas arboledas, jugó la niña Isabel la Católica; por su demarcación rodó la carroza del César Carlos V, al ir de cacería y á reedificar el palacio del Pardo. También por sus contornos pasó algunas veces en su litera el austero D. Felipe II, al dirigirse á El Escorial, y quizás entre su soledad halló algún día D. Felipe III al que, desconocido y misterios, o meditaba en silencio su Quijote, al inmortal Crevantes; y por aquel sitio pasaría, seguramente, el cortesano rey Felipe IV, el rey Mecenas de todos los artístas de su tiempo, acompañado del Conde Duque de Olivares, su favorito, de Calderón, de Lope, y de Quevedo, dejando los jardines del Retiro, y dirigiéndose al palacio de El Pardo ó al pabellón de caza de la Zarzuela; y es probable que en la fragosidad entonces exuberante de sus selvas, soñara amedrentado entre misterios algún pavoroso conventículo de brujas y de trasgos, el último de los Austrias, Carlos II el Hechizado.
De suerte, que si el conde de MOnclova habitó en aquel sitio, debió adquirir sus posesión por entonces al Estado, á quienes pertenecía, adquiriendola luego para aumentar y completar por aquel lado los reales sitios, que desde el regio alcázar, por el Campo del Moro y la Casa de Campo, se iban limitando y sucediendo consecutivamente hasta el Monte del Pardo, el Real Patrimonio, datando su posesión desde el primer Borbón Felipe V.
A este monarca se deben mejoras en Aranjuez y El Pardo, la suntuosa y amena posesión de La Granja, y las obras primitivas de huertas y jardinería de la Moncloa".

continuará....

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Dom Mayo 27, 2012 6:37 pm

l palacio moderno; que así puede decirse en relación con el antiguo, es de tiempos de Carlos IV, y está situado sobre la carretera de Castilla. Una alta gradería de piedra de granito, con barandal de hierro, da ascenso hasta el palacio por la parte posterior.
El edificio se compone de planta baja, principal y buhardillas; sus ventanas ofrecen antepechos á manera de incrustados balcones, y están cerrados sobre hojas de cristal por correctas persianas.
A su frente está el gran portalón con marco de granito, sobre el cual se halla practicado un blacón ancho y largo, y la fachada ostenta sobre el friso unos bustos romanos que parecen de emperadores de ambos sexos, y en medio del pendant y rematando el edificio, campea el blasón heráldico de España.
Su interior es sencillo, aunque lujosos, y de buen aspecto en arte y decorado.
Un extenso vestíbulo pavimentado de baldosas, y cuyo artesonado sustentan á su extremo dos columnas cilíndricas é histriadas con capiteles jónicos, franquea la escalera, de nogal bruñido, cuyos peldaños y baranda están chapeados por líneas de cobre, y que en suave espiral de caracol asciende hasta el piso principal, que es el que ofrece lo más notable que atesora el palacio.
A la conclusión de un pasillo reducido se halla la puerta que conduce á las habitaciones de etiqueta y servicio; mas en el espacio ó ámbito en que está la escalera, puede fijarse la atención en cuatro cuadros de relevie en barro cocido, que representando alegóricamente las cuatro Estaciones del año, decoran los cuatro lados del amplio cubo.
Los salones que después se ofrecen á la contemplación son, aunque de espacio reducido, elegantes, lujosos y artísticamente decorados y dispuestos.
El de la derecha, que allí parece el de las recepciones y aparatos regios, ofrece el de las recepciones y aparatos regios, ofrece tapizados sus muros de brillante seda con bordados de flores y alegorías, ciñendo con cenefas, también de igual realce, los zócalos de pulidas maderas y los frisos labrados que guarnecen el techo, historiado condorados y frescos.
En el centro de aquella bóveda está descrito un círculo de oro y de colores, en cuyo centro se halla el dorado garfio, de donde pense la araña ó lámpara de bronce y de cristal, y en torno de aquel círculo aparecen los bustos de egregios personajes, como son: Coón, Hernán Cortés, Garcilaso, Cervantes, Calderón, Lope, Herrera, Velázquez, Quevedo y algunos otros.
El mobiliario era de época de aquel reinado que, aunque de decadencia política, moral y financiera, todavía hallaba el arte protección en la corte y los magnates. Al hacer la Escuela de Agricultura, pasó parte del mobiliario al Real Palacio y otra al Museo Arqueológico.
Alguna paret del palacio se encuentra restaurado.
La habitación contigua es un despacho, también tapizado de seda, con divanes de raso y chimenea de mármol ás su frente, y en uno de sus ángulos se halla hoy una mesa moderne,sustituyendo la antigua que ocupaba el mismo sitio, en la que tal vez decretara algún Rey, y que en estos últimos tiempos han ocupado en su servicio oficial y doméstico los ministros Cánovas, Montero Rios y Canalejas; pabellón que escuchó algún día intimos diálogos de Godoy y Maria Luisa, durante su gobierno.
Al lado opuesto de la saleta de recibo, siguen las demás habitaciones de estancia y de servicio de palacio.
Sus paredes se encuentran por lo general ilustradas de frescos.
En uno de aquellos aposetos, que parece haber sido comedor de confianza, se hallan reproducidos, con buena ejecución y colorido, los Sitios Reales: Aranjuez, El Pardo, La Granja, El Escorial y demás dependencias de caza y de recreo del regio Patrimonio; y á unos de sus lados franquea el muro uuna sencilla arcada de sutiles columnas, que dan paso á un confortable dormitorio. Las demás habitaciones que siguen se encuentran alhajadas á la moderna y en sus completo abandono; camas de acero con sus mesas de noche; un comedor, dispuesto con aparadores y mesas al centro de estilo actual, y una cocina, con fogón de cok y batería al último patrón del arte culinario, completan las varias dependencias de auqel antiguo y regio pabellón que sirvió de retiro á Carlos IV.
UN detalle importante y digno de mención: este antiguo y hermoso comedor de etiqueta y festín, estaba dispuesto por el rey sibarita y la reina sensual, para en compañía de su favorito y de sus cortesanos, entregarse á las regias orgías, en las que la gula en los manjares y la embriaguez en los licores, embotaban á un tiempo la inteligencia y los sentidos, distrayendo así las atenciones del gobierno de Estado.
Ocupa el comedor toda la altura del palacio, en cuya bóveda hay una claraboya que ilumina sus ámbitos.
A la altura media de su frente, se abre una gran tribuna, sostenida por columnas y arcos; dicha galería sirvió un tiempo para situar la orquesta, cuya sonosra música amenizara las regaladas horas de festín.
A sus lados hay unas figuras de carácter gentílico y romano que completan la decoración plástica y profana de aquel recinto.
En estos últimos tiempos sirve para los actos oficiales y públicos de la Escuela general de Agricultura.
En los que fué palacio, solían tener habitación, si gustaban, los ministros de Fomento, y la tienen el Delegado regio y el Director de la MOncloa.
En este palacio se estableció Murat el 2 de Mayo, triste jornada, que extendió sus crueldades hasta la Moncloa, donde fueron fusilados muchos vecinos de Madrid de ambos sexos.
Entre los distintos edificios inmediatos, merece señalarse la casa llamada de Choriceros, hoy en ruinas."



mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Mayo 28, 2012 12:57 am

"Saliendo del palacio, y dejando a un lado la gran agrupación de holgados edificios de labor, almacenaje, servicio y residencia de empleados y obreros, que hemos de visitar y describir después, parece lo más oportuno y conveniente dirigirse por la ancha senda que, á modo de apacible cerretera, conduce hasta la Escuela Agraria creada el 3 de Diciembre de 1868, á cuyo uso se destinó la Casa de labor y parte de la posesión.
A la izquierda de la mencionada senda está el Observatorio meteorológico, dependencia de la próxima Estación agronómica, que será sin duda una de las mejores de Europa.
Poco más arriba, en construcción, una bonita estufa con armadura de hierro, para plantas objeto de estudio.
La Escuela es un amplio edificio, muy capaz para contener, entre estancias y patios, las cátedras y aparatos agrícolas de estudio que allí se necesitan.
El gran portalón da acceso á la nave del vestíbulo, ancha y holgada, y desde allí puede pasarse, si el lector gusta, á las distintas dependencias de la institución.
Allí se halla un museo bien surtido y dispuesto, de la Historia Natural con los correspondientes ejemplares de animales de la mayoría de las especies conocidas en todas las regiones del mundo; allí se encuentra un excelente gabinete de química, con hornillos de todos los calibres, con retortas y matraces de todas dimensiones, con crisoles diversos y demás instrumentación y vasijería necesarias para las operaciones de experimentación y aplicación exacta de la ciencia. Allí se admiran todos los aparatos de labor, desde los más antiguos y rústicos arados de Cincinato y Columela, con que labraban sus tierras conquistadas los romanos, y que aún se usan en casi todas las comarcas de España, como en Extremadura 8la región más feraz y productiva), hasta los modernos instrumentos de labranza de Alemania, Inglaterra y los Estados Unidos. Allí las prodigiosas máquinas agrícolas, en las cuales concurren para su ejercicio la ciencia en el motor y el arte en la mecánica, fomentando con ellas el cultivo en todas producciones, mejorando las faenas campestres, facilitando las operaciones de la recolección y aliviando el cansancio azaroso del rudo labrador.
Aquel es un museo tan surtido, tan selecto y tan digno de estudio, que honra muy de veras á la Escuela de Agricultura, ó, mejor dicho, al Ministerio de Fomento.
Curioso y digno de atención en aquel departamento del Estado, es el depósito de semillas, raíces, plantas disecadas, y flores secas y de artificio, que sirve para estudio, aplicación y encanto de quien en detalle ó conjunto las contempla.
Cereales, legumbres, frutos de corteza leñosa, pastos secos y demás productos, colocados primorosamente en hacecillos, redomas y vitrinas de cristal, convierten aquel natural almacen de producción y de cultivo en un Museo agrícola, digno de estudio y á la vez de encomio, por lo completo y bien dispuesto en clasificación y aspecto estético de su colocación.
Un detalle, no menos curioso, digno de anotarse: en una de las vitrinas se encuentra, en forma y tamaño de juguetes, todo lo necesario ó indispensable y hasta lo superfluo y de más lujo, igual de instrumentos campestres, incluso un carro, así como lo concerniente al menaje y servicio de una casa rústica ó caserío de aldeano rico en las provencias Vascongadas.
Fué regalo de un particular guipuzcoano al rey Alfonso XII, el cual lo dedicó á la Escuela de Agricultura, donde se guarda.

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Mayo 28, 2012 1:23 am

continúa...

"Un claustro de estudiosos profesores, presididos por su ilustre Director, educan ventajosamente un número considerables de alumnos, que aumenta anualmente, dedicados á las carreras de ingenieros agrónomos, peritos agrícolas y capataces, los cuales estudian además prácticamente el arbolado, plantaciones, huertas y jardines de la granja de labor de la Moncloa.
Dando frente á la Escuela hay un bonito jardín en cuyo centro se halla un molino de viento, construído de hierro, para elevación de las aguas destinadas al riego de dicho jardín."

============

"Volviendo hacia la Casa de labor, se encuentran algunos edificios dependientes de la granja agrícola.
Un vasto caserío, una especie de pueblo que parece aceptar el sistema económico falansteriano, por el número de ofios dostintos y concretos á que se dedica cada uno de los que allí viven separadamente, y á un tiempo mismo como en comunidad, ofrece sus enormes lienzos de tapial, cuyos muros abarcan el inmenso recinto de labranza.
Parece un gran cortijo.
Por su parte posterior se halla el largo vallado de madera, que sirve de ampliación á las cuadras y establos que dan á aquella parte; allí se encuentra el baño, el picadero y demás dependencias necesarias para el ganado caballar.La vaqueriza ó cuadra dsetinada al ganado vacuno, se halla en un espacioso cocherón, completamente aislado; edificio construído para estación del tranvía, y hoy aplicado al uso que se indica. Allí inmediato se halla el pajar; y en el patio que sigue, están los depósitos de la recolección de granos de legumbres y de pastos.
En otro edificio anejo está el ganado lanar, cabrío, de cerda y cría de conejos.
Al lado de uno de los patios se encuentran los corrales con las habitaciones destinadas á la cría de gusanos de seda; en otro pabellón á la parte Norte, se encuentra el gallinero y palomar.
Negras piaras de cerdos, blancos rebaños de corderos y ovejas, pacientes yuntas y poderosas récuas, pastan y avanzan por aquellos contornos, guiados por pastores y mozos de labor, encerrándose luego en los departamentos designados, de anchurosa casa de labranza, al frente de la que se encuentra el blanqueado palomar, en derredor del cual revolotean t´rtolas y palomas con amoroso arrullo, mientras zumban las doradas abejas en torno á la colmena, y los pájaros cantan libremente en las frondosas copas de los árboles al declinar la tarde.
¡Allí está por completo la herencia de Noé!

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por trole1129 el Lun Mayo 28, 2012 6:26 pm

Buenas tardes.

Muchas gracias por los textos que nos estás poniendo. Procediendo de 1891, estaba impaciente por ver si aparecía alguna referencia al tranvía que, inaugurado el 2 de Noviembre de 1885, ya había dejado de funcionar en 1891. Y, efectivamente, aparece en tu último texto la referencia a que el cocherón aislado construido para estación (cochera) del tranvía había sido dedicado al ganado vacuno.

Ahora espero a ver si aparece alguna otra noticia, en un doble aspecto: el primero, cuándo dejaron de funcionar el tranvía y el ferrocarril Decauville que se había inaugurado dos semanas antes que el tranvía. El segundo, saber dónde se guardaban, en 1891, los cuatro tranvías y los distintos elementos del ferrocarril Decauville; unos y otros vehículos se vendieron a principios del Siglo XX. Nos señalabas que ese libro es, básicamente, la historia de los edificios. A ver si hay suerte...
avatar
trole1129

Mensajes : 40
Fecha de inscripción : 18/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Mayo 28, 2012 9:17 pm

Buenas tardes José Antonio

Siento que no pueda darte una satisfacción más, referente a los tranvías; no obstante miraré a ver si encuentro algún dato en algún otro libro.
De este pequeño libro, ya queda poco para terminar con el tema de La Florida y Moncloa. Pondré alguna curiosidad de Pozuelo de Alarcón, ya que este autor al ser del siglo XIX, nos cuenta cosas inéditas, y creo que de Pozuelo si menciona algo sobre la visita de Alfonso XII, así que te la copio porque menciona a la Estación de Pozuelo.

"Después que el rey D. Felipe II estableció la corte en Madrid, amplió hasta los términos mismos de Pozuelo el real bosque de la Casa de Campo, siendo limítrofe su prolongada cerca y la propiedad del Real Patrimonio.(1).
En los alrededores de Pozuelo, al regresar victorioso del Norte, en el año de 1876, el rey D. Alfonso XII, acampó en los extensos campos de Amaniel, después de haber terminado felizmente la campaña carlista en las últimas trincheras de las agrestes provincias Vascongadas.
La estación se engalanó lujosamente por aquel suceso, y allí fué el Rey vitoreado, recibiendo el mayor homenaje de aquel triunfo, que compartían con él las vistoriosas tropas acampadas en aquellas campiñas de Pozuelo próxima á Madrid."

Recuerdo que en otro libro sobre Pozuelo, leí que en este viaje en el tren de Alfonso XII, llegó hasta el pueblo en dicho tren, porque alargaron las vías del tren desde la Estación hasta el pueblo, ya que el rey no iba ha bajarse y así le pudiera ver todos.
Cuando lo leí, lo hice varias veces porque el pueblo está un poco distante de la Estación y me parecía extraño; pero bueno, así se quedó, hasta que vi un plano también del siglo XIX en el que se ve que las vías del tren que llegan efectivamente desde la Estación hasta la entrada del pueblo, o sea que es verídico. Lo podeis comprobar todos, entrando en el hilo de la cerca y puertas de la Casa de Campo; buscar en las últimas páginas y vereis el plano, y luego ver las vías que se ven en la Estación y el mismo dibujo lo vereis como si de un camino se tratase, hasta la entrada del pueblo.

Saludos,
Mary Fely

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Mar Mayo 29, 2012 12:45 am

Hola de nuevo

Sigo con la Casa de Labor:

"A los lados de los extensos patios se encuentran diferentes talleres, como son el de carpintería, el de herrería y otros oficios mecánicos, necesarios para las atenciones de la granja, habiéndo también bodega y de los departamentos de oficinas, una modesta ermita ó capilla, consagrada al culto, para servicio espiritual de los empleados y obreros de la granja agrícola, con su elegante cúpula, cuadrdadas torrecillas, y al frente un jardinillo sonbreados por árboles.
Al extremo opuesto habita, con su esposa y sus hijos, el funcionario activo, inteligente y proverbial de la Moncloa, D. Crispulo Narros, el cual es extremeño, de la región más feraz y agrícola de España; así, pues, por educación, aficiones, experiencia y circunstancias, D. Críspulo está allí correctamente en su papel. Es la figura natural y franca de aquel cuadro campestre, con un carácter típico y modesto de feudalidad, al través de los años y de sus servicios, que ejerce á pesar suyo y de la Moncloa (1)
También habita allí con su familia, hace unos veinte años, el Guarda mayor don Carlos Gómez.
La Moncloa, enriquecida desde Carlos III, mejorada por Carlos IV, atendida por Fernando VII, y frecuentada por Isabel II, quedó emancipada, como ya hemos dicho, con la revolución de Septiembre de 1868, de la posesión y vasallaje del Real Patrimonio.
Desde entonces, como propiedad y dependencia de Fomento, sirve de Granja modelo y estudio en la carrera agraria. En 1875 con motivo de la Restauración, la Escuela general de Agricultura se restableció en el Instituto Agrícola de Alfonso XII, como aún subsiste, durante la Regencia de doña María Cristina de Austria en el reinado de su hijo D. Alfonso XIII.
La feraz, extensa y bien cultivada para todos los productos y operaciones de cultivo, posesión de la Moncloa, rinde al Estado un considerable contingente en leches, cereales, legumbres, pastos y ganados, que asciende á una renta de bastante consideración, según son los años, y por lo tanto, las cosechas.
De esa renta oficial, distribuye la sección de agricultura, según su presupuesto anual y concreto, las cantidades correspondientes de artículos agrícolas, operaciones de cultivo, máquinas y operarios, así como al personal facultativo y administrativo de la Escuela, siendo cargo honorífico el de Delegado regio, que representa al ministro de Fomento en la Moncloa.
En 1868 hubo un proyecto de enlazar esta posesión con las Castellana, la Casa de Campo y El Pardo, así como se proponía varios medios para darle vida de que carecía entonces."

Curioso este proyecto de 1868, no lo había oído nunca. ¿Como hubiera resultado Madrid con este enlace?

(1) Perdone mi cariñoso amigo estas frases de gratitud y afecto que dedico á nuestra generosa amistad.

continuará con la fábrica de cerámica, llamada La China.

Saludos,
Mary Fely

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Mar Mayo 29, 2012 1:19 am

Hola José Antonio

Repasando la parte del libro que dedica el autor a Pozuelo, he encontado un pequeño texto, que aunque no te aporta nada a las preguntas que me hacías, si habla algo sobre la vía férrea que desde la corte unía a Pozuelo:

"La vía férrea, que une á la corte con Pozuelo, de ocho kilómetros de dsitancia, permite llegar á esta villa en numerosos trenes y trene-tranvías en el breve espacio de quince minutos. El coste del billete en primera clase es de una peseta y cincuenta céntimos; en segunda ochenta céntimos, y en tercera de cincuenta."

Aunque lo que sigue no es de "trenes y tranvías", lo copio porque su lectura se hace amena y nos refleja "esa" época desconocida por todos nosotros, aunque los que ya estamos en los sesenta, recordamos aquello que se decía cuando nuestros padres nos llevaban al médico ¡¡Un cambio de aires le vendrá muy bien a su hij@!!
"Multiples veredas, que surcan el vasto término municipal de Pozuelo de Alarcón, enlazan el pueblo con caseríos inmediatos, dando por resultado el ejercicio rural, el vigor del cuerpo y la alegría del espíritu.
Las excursiones á las arboledas y á los pueblos han logrado curar males arraigados en achacosos enfermos de los que viven en las grandes poblaciones. Dígalo la coqueluche ó tosferina, la ictericia benigna, las neurosis y procesos gástricos. Ya lo expuso el célebre Hipócrates en su monumental obra titulada Aires, Aguas y Lugares: ""El cambio de clima y la permanencia en uno sano, son las mejores panaceas recomendables á los pacientes crónicos""



mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Mar Mayo 29, 2012 7:36 pm

"Un detalle importante de la Moncloa era la antigua fábrica de cerámica, llamada La China, establecida por Fernándo VII en el año 1816 y cerrada el año 1830, que adquirió gran fama por la excelencia de sus barros, porcelanas y cristales, así como por la ejecución mecánica y artística de sus productos, en vasoso, vasijas, ánforas, jarrones, alcarrazas, figuras gentílicas y de costumbres, azulejos y demás objetos de arte y decoración que aún se hallan y admiran en algunos museos y gabinetes particulares.
Cuando se estableció tenía cico depósitos de tierras, uno de cajas, dos de materiales, uno de obra cruda, dos salas para molinos, una para balsas, una para torneros de porcelana, una de loza, una de cajas, tres de adornos y moldes, una de baño, dos de hornos, dos de decoración, una del escafilado, una de escultores, una de rulos, dos para empaques, dos caballerizas, una cocina y comedor, un almacén de porcelana, uno de loza, uno de la obra en bizcocho, un corrla, tres patios grandes y tres cocheras.
Los puntos de donde se surtía de las primeras materias, eran Galapagar, Valdemorillo, Colmenarejo y El Viso.
Desgraciadamente para estos pueblos y para la industria nacuonal, la renombrada fábrica desapareció para no volver más.
Después se establació una Escuela de artes cerámicas, cuyos amplios talleres y edificios de habitación y almacenaje forman un agrupado caserío con pabellones, parques y jardinillos.
Dicha escuela, situada detrás de San Antonio, al lado del cementerio donde yacen las cenizas de los fusilados el 2 de Mayo y con fachada á la gran vía llamada Cuesta de Areneros, fué fundada en dos hectareas de terreno de la Moncloa concedidas para dicho objeto por las Cortes de la Nación en 1877-78.
Los objetos de arte y de decorado, como los de servicio más común que produce, se hallan en lagunos escaparates de la corte, en donde pueden apreciarse y adquirirse por precios aconómicos y convencionales."

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Mar Mayo 29, 2012 9:33 pm

Termino el librito escrito por D. Acacio Cáceres y Prat, con la tradición de como nace Pozuelo de Alarcón; así es como comienza su pequeña obra, que si pudiérais leerla entera disfrutarías de la lectura de sus 99 páginas.

2Reinaba, ó mejor dicho, imperaba en casi todo el mundo el Cesar Carlos XV, cuando, por uno de sus gloriosos triunfos, quedó prisionero de sus armas vencedoras Francisco I, rey de Francia.
Conducido á España, fué traído á Madrid y alojado en clase de prisionero en la severa casa de los Lujanes (situada en la Plaza de la Villa), según varios historiadores; y en opinión de otros, en el Alcázar, teniendo por alcaide y guarda de su real persona al ilustre y bizarro caballero D. Hernando de Alarcón.
Dadas las condiciones de diplomacia y cortesía, y la excelencia del regio prisionero, permitíanle salir de la prisión real y esparcirse y cazar por los agrestes bosques de la MOncloa y los montes de El Pardo, siguiendo sus campestres excursiones por los entonces tan selváticos contornos de Madrid, acompañado siempre, á lo menos por forma, de su alcaide Hernando de Alarcón.
Una tarde de otoño, según la tradición, mientras el Rey cazaba y había avanzado, con algunos monteros que le servían y acompañaban, un largo trecho más que de costumbre, hallóse Alarcón en extremo sediento, pues aún la estación era demasiado calurosa; y siguió, dejando a los demás cazadores con el Rey, en persecución de algún manantial, alberca, fuente ó pozo donde poder saciar la sed que le rendía. Había ya dejado muy atrás el río Manzanares, y estaba muy distante de Madrid y de las provisiones que habían quedado en el retirado cazadero.
Avanzó más, cuando divisó un pobre caserío que, á manera de aldea, se agrupaba en torno a una ermita.
Entonces se alegró muy de veras al ver tan cerca la satisfacción de una ansiedad tan molesta.
Dirigiéndose hacia el sitio, mas no necesitó continuar su carrera para encontar lo que tanto le apetecía, puesto que halló de pronto, próximo á unos bardales, un agradable pozo de redondo brocal, muy reducido, junto al cual se hallaba una mozuela sacando agua con un cacharro de barro pendiente de una cuerda.
Entonces Alarcón rogó á la aldeanita le diese de beber, y alargándole el cacharro la moza, satisfizo el noble caballero su sed, y al dar las gracias á aquella, contemplándola con acentuada gratitud, la encontró hermosa; tan fresca y cristalina era aquella agua, que tal pulía el rostro de la rústica aldeana como aliviaba la sed del noble cortesano.
Quiso el hidalgo pagar de un modo más precioso y positivo el favor de la mozuela dándole una moneda de oro, la cual rehusó ruborizándose, y diciendole que aquel era un favor que podía dispensar holgadamente, ouesto que el pozuelo era propiedad de su abuelo, y por lo tanto, lo era suyo.
celebró el de Alarcón la gracia y donosura de la rapazuela, y díjole que en buena gana compraría aquel pozo, con la cerca que en derredor se hallaba, puesto que el paisaje que desde allí se descubría era en extremo espléndido y agradable.
Entonces la muchacha, con una expresiva inclinación de cabeza, se retiró del sitio, llevando apoyado en la cintura y en el brazo el cántaro de barro de Alcorcón, dejando al caballero sorprendido por su pronta retirada, y cautivo de su gracia y donaire, sentado en el brocal redondo del pozuelo.
A los pocos momentos volvía la zagala María (que tal se llamaba), trayendo ante el hidalgo á su abuelo, el Sr. Pablo, propietario de aquel pequeño pozo y de la cerca en que tenía su casa y cabaña.
Para abreviar. Una cantidad exigua, relativamente para D. Hernando, el cortesano cazador, ofrecida y entregada en el momento, era un caudal para aquel labrador rústico de la aldea, y el pozo con la cerca fueron desde entonces propiedad de D. Hernando de Alarcón.
Poco tiempo después descollaba en la cerca un holgado edificio de labranza y de recreo saludable (que se conserva aún, muy antiguo y ruinoso), abarcando entre los muros de un corralón extenso, sombreado de frondosos árboles y rodeado de aromada floresta, aquel pequeño pozo ó pozuelo, que, conservando la tradición de su diminutivo de pozo, y haberse demarcado en torno suyo la propiedad de Hernando de Alarcón, tomó de ello su nombre, compuesto de auqellas circunstancias, usándolo después geográfica, política y administrativemente a la modesta aldea, que fué ampliándose hasta llegar á constituir un agradable pueblo, el que, por último, ha sido, y es en la actualidad, una importante villa, llamada por su historia Pozuelo de Alarcón.
El título de Villa lo posee Pozuelo de Alarcón desde el año de 1674, habiendo sido desde los tiempos de hernando de Alarcón propiedad en Señorío de los nobles marqueses de Cazalla (tal vez sus herederos)."

Saludos,
Mary Fely

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Dom Jun 03, 2012 9:23 pm

Hola Trole1129

He buscado información sobre el tranvía que recorría parte de la Florida y Moncloa. No viene en el texto que te escribo donde se guardaban los cuatro tranvías, ni tan siquiera se si el tranvía que he encontrado era Decauville, aún así lo voy a enviar, por si viene algún dato interesante para tí.

"Ahora era menester llegar hasta la otra estación, la del Norte, para lo cual se cruzarían las vías, en la Puerta del Sol, com las del "Tranvía Madrid", avanzando por Preciados hacia la plaza de San Marcial, en donde volverían a cruzarse otra vez las vías; no olvidemos que , al ser las vías propiedad de las empresas, había que ponerse previamente de acuerdo para tal fin. Sólo quedaba bajar por la cuestas de San Vicente hasta la Estación del Norte. Estamos en enero de 1878; un año más se prolongaría el recorrido hasta la ermita de san Antonio de la Florida, cabecera por así decir de uno de los lugares más típicos y apetecidos del verano madrileño, dada la frscura que proporcionaba el ambiente, aun con toda su modestia, la proximidad del río. Desde allí, en dirección al puente de los Franceses, la acera izquierda se iba poblando de merenderos, de kiosco, de aguaduchos y tenderetes, pero también de auténticos restaurantes, algunos de postín, otros pòpulares, de los que admitían meriendas, y aquellos dancings muy peculiares en los que también se bailaba; estos últimos establecimientos, hoy inexistentes, ni tan siquiera se han incorporado al diccionario. Todo ello hacía realidad el dicho : "de Madrid al Cielo". A lo largo de todos aquellos lugares, se mezclaba el pueblo llano, el de la gorra o la boina, con los señoritos de cuello duro y de bombín y con tal o cual aristócrata verbenero, ambiente que alcanzaba su acné en la verbena de San Antonio...Años después, llegaría aquel tranvía hasta la misma Estación de la Bombilla, pero de ello hablaremos en su momento"

En el año 1887-ya llevaba seis circulando el del Hipódromo-Don Ramón Diaz Maroto obtuvo la concesión del llamado entonces, con visión un tanto desmesurada, Tranvía de Circunvalación.....la cuesta y paseo de Areneros, el bulevar de Carranza..... Aquel tranvía (que luego ostentó el número 11) enlazaba los dos paques más hermosos de Madrid, el del Oeste y el del Buen Retiro. Pronto dejó de ser "el tranvía de circunvalación" para transformarse, con una visión más realista, en el "el de los bulevares" hasta la desaparición en los mismos el año 1957. ¿Tal vez se trataba de este tranvía?

El libro donde he copiado estos textos es de fácil lectura y muy agradable por todos los datos que aporta. Como está prohibida su reproducción, no puedo abusar de copiar tan solo algunos datos, por eso he resaltado algunos detalles para saber si es del tranvía que te interesa.

Saludos,
Mary Fely


mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Jun 04, 2012 1:38 am

Estoy terminando de leer el libro "Aquellos tranvías de Madrid" de Diego Gutierrez, y ha sido un placer su lectura, os lo recomiendo a todos. Lo he comprado en el Corte Inglés, por si os interesa su lectura.
Termino copiando de él, el tranvía de vapor a El Pardo:

"...comenzando a la altura de la ermita de San Antonio, donde el paseo de la Florida perdía su acera para transformarse en una tupida arboleda, avanza el tranvía alegremente por la margen derecha de la carretera del Pardo (hoy avenida de Valladolid).
A la derecha quedaba la estación de tranvías de la Bombilla: cocherones, oficinas, talleres y vivienda, y algo detrás , un merendero: Casa Juan. A la izquierda, más merendero: el que luego fue de melitón y la Dolores, Casa Niza y La Huerta. En contraste con tanto lugar de jolgorio, una fábrica: Grasset, que confería al barrio un aire de industria pasada, que no alteraba sin embargo el clima dominical de baile, merienda y cuchipanda, ya que los domingos y festivos clausuraba toda la actividad.
Pasado el puente de los Franceses-cádruple puente, pues cruzaba el tren primero por encima de los jardines de la Moncloa, después sobre la carretera, luego sobre el río y, por último, sobre la otra carretera, la de Castilla, procedente de Aravaca-, pasado el puente decíamos, se adentraba nuestro tranvía por unos viveros-los Viveros de la villa-para proseguir monte adentro, algo alejado de las sinuosidades del río: encinas, muchas encinas, resto vivo del bosque prehistórico en que consistió Madrid, alcornoques, jara, retama, y en las proximidades del río, fresnos, juncales y negrillos, todo un escenario vegetal amenizado por la estampa viva de los gamos, más airosos que asustadizos, que allí sentaban sus reales.
En época de estiaje, el río quedaba determinado por los arenales que ocultaban su curso, mas en invierno y en primavera, no sólo dejaba correr el agua sino que la recibía incluso de algunos de los arroyos que en e´l vertían: el de Valdeconejos, el de cantarranas, el del Fresno-al cual debe su nombre la actual calle de Arroyofresno-por su margen izquierda, o el de la Zarzuela por la derecha. A la altura del puente de san Fernándo, iniciaba su recorrido la carretera de La Coruña, girando en ángulo recto, para enfilar la "CUesta de las perdices", cuesta que a más de un automóvil le obligaba a detenerse para que el agua del radiador dejase un tanto de hervir"


continúa en la siguiente

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Jun 04, 2012 1:53 am

"recorrer aquel trayecto, de unos 10 kilómetros de longitud, constituía toda una excursión, tanto que, al contrario que ocurrió con el de Arganda, los domingos y festivos eran los días más frecuentados, doblando el número de viajes que el resto de la semana. Algunos viajeros se apeaban en la Puerta de hierro, en la Fuente de la Reina, por Somontes o en cualquier otro lugar al azar, para extender a la sombra sus manteles y engullir el contenido de la cesta de la merienda; de ese modo, a 60 céntimos por cabeza, pasaban alegremente todo un días de acmpo.

pero vino la Gran Guerra del 14 y ,con ella, los problemas del suministro del carbón. Todo fuerondificultades para los pequeños negocios y prioridades para otros y un triste día del año 1917 no hubo más remedio que cerrar la estación, muy próxima a la ermita de San Antonio, donde ahora se levanta un colegio. Quedaron sólo las vías, olvidadas durante muchos años y la guerra, la tierra y el asfalto las ocultaron después y ya sólo quedó eso, el recuerdo, un recuerdo subyacente en el pasado infantilde unso pocos, de otro Madrid muy distinto, campante y jaranero, para los cuales, aquella excursión a dos leguas de la Puerta del Sol constituía todo un acontecimiento"


Saludos,
Mary Fely

mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por trole1129 el Lun Jun 04, 2012 2:19 pm

Buenas tardes, mary fely.

Me refiero a la reseña del libro de Acacio Cáceres y a tu esfuerzo por tratar de encontrar una ampliación de información sobre el tranvía de tracción animal de la Moncloa. Agradezco muy de veras ese esfuerzo; bien sabes que hay que perseguir cualquier resquicio de nueva información.

Ya que hemos derivado por el aspecto tranviario, permiteme algunas aportaciones al tema de tranvías y la Moncloa, aunque hoy me limitaré al siglo XIX.

La instalación tranviaria de mayor amplitud que existió en el Siglo XIX en la Moncloa fue precisamente ese Tranvía de la Moncloa, desde la Cárcel Modelo a la Escuela de Agricultura. Lo poco que sobre él se ha escrito está en mi trabajo abreviado sobre los tranvías de Madrid, disponible en
http://www.mediafire.com/file/a0i24y8yxhlf8yl/Tranv%EDas_de_Madrid_v.1.1.pdf

A este tranvía corresponde la información en el libro de Acacio Cáceres sobre la utilización como vaquería del edificio que fue construido como cochera del tranvía; esa información confirma que en 1891 ya no circulaba. Pero este tranvía no era del tipo Decauville, sino que circulaba sobre vía de 1.445 mm, el ancho de vía de los tranvías madrileños.

Es necesario citar un precedente histórico de la cochera de Bombilla. La Compañía General Española de Tranvías (la del Tranvía de Leganés) solicitó en Enero de 1878 la concesión en arrendamiento de un solar en la Moncloa para instalar en él las cocheras y cuadras para el servicio del tranvía de Madrid a El Pardo. Por tratarse de terrenos de la Escuela de Agricultura, la Dirección General de Obras Públicas remitió la petición a la de Agricultura. Ocurre que esa Sociedad había comprado la concesión Fallola, tranvía de Madrid a El Pardo. Sólo se construyó el tramo urbano (el tranvía de la calle de Segovia que presento en mi trabajo antes citado) y se puso en servicio, pero la concesión caducó por no haber construido la línea hasta El Pardo. Y, de momento, no hubo cochera en la zona de la Bombilla.

La cochera de la Bombilla (terreno y locales todavía existentes, ocupados por la Policía Municipal) tuvo su origen en una solicitud del Tranvía de Estaciones y Mercados en Abril de 1881, pidiendo autorización para implantar su segunda cochera (la otra era la de Pacífico) en terrenos de la finca “La Florida”, en terrenos del “Instituto Agrícola de Alfonso XII” frente a La Bombilla, un poco más afuera de San Antonio de la Florida. Se autorizó en ese mismo mes; la contraprestación consistía en mil pesetas anuales y setecientas toneladas de estiércol (que se sacaban por una puerta trasera). Pero la Compañía no cumplió algunos puntos del acuerdo, lo que le trajo problemas cuando llegó el momento de la electrificación.

Un último detalle. Me han indicado que el libro de Acacio Cáceres está disponible en PDF en
http://www.bibliotecavirtualmadrid.org/bvmadrid_publicacion/i18n/consulta/registro.cmd?id=199
Bueno, está repartido en cuatro PDFs; pero hay programas que permiten juntarlos en uno sólo. Yo utilizo un programa gratuito de nombre PDFArchitect.
avatar
trole1129

Mensajes : 40
Fecha de inscripción : 18/08/2011

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por mary fely el Lun Jun 04, 2012 5:45 pm

Gracias José Antonio por toda tu información y por las web que pones a nuestra disposición. Desconocía todo el tema de los tranvías, nunca me han atraído, pero gracias a tí, he descubierto que es muy interesante y de hecho ya se un poquito más study

Seguiré persiguiendo "esos" datos del tranvía de la Moncloa; quizás no existan porque es fácil que con todo lo que sabes de este tema, lo hubieras encontrado, pero bueno, igual encuentro otro librito antiguo que venga algun detalle que para tí sea importante.

Saludos,
Mary Fely


mary fely

Mensajes : 969
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

...

Mensaje por 20dan el Miér Jun 06, 2012 12:57 pm

Very Happy de acuerdo

20dan

Mensajes : 1
Fecha de inscripción : 06/06/2012

http://www.51job.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: Florida y Moncloa

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 :: Papelera

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.