la Cerca o tapia de la Casa de Campo

 :: Papelera

Página 8 de 8. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: la Cerca o tapia de la Casa de Campo

Mensaje por mary fely el Miér Mayo 23, 2012 1:59 am

continuación...

"Almazán dijo que, aunque en aquel momento era partidario de una tregua, si ""si estuviera el negocio al principio, se conformará con"" Quiroga. Pero los otros consejeros aceptaron que la paz en el Mediterráneo era una condición previa esencial para sofocar la revuelta en los Países Bajos. El marqués de los Vélez situó la cuestión de la ""reputación"" en un contexto más amplio: tratándose de superpotencias como España y la Sublime Puerta, señaló, ninguna perdería prestigio entablando conversaciones, siempre que fueran recíprocas. El rey apoyó la opinión mayoritaria en términos claramente enérgicos, afirmando ver la mano de DIos en el éxito de Margliani:

22No ay duda sino que si yo estuviara muy holgado y no tuviera los embaraÇos de Flandes y otrso, que fuera mejor no tratar desta tregua. Y así vengo yo de muy mala gana a ella. Mas viendo como está todo, y lo que covendría atender a lo de Flandes, y acabarlo con brevedad, y que esto no se puede hazer en ninguna manera si no es estando desembaraçado de lo del Turco que tanto nos embaraça, siempre me parece que, considerando todo lo dicho, importa mucho concluir esta tregua y tanto que, sin ella, no sé como se podría ir adelante. Y así parece que Nuestro Señor la ha encamynado de la manera que se ha entendido, con tan poca culpa mya. Y así me resuelbo en que se lleve el negocio adelante y se procure de concluiyr con la más ventaja que se pueda, y brevedad, para que nos podamos asegurar desde luego della, y de que no vendrá armada el año que viene (de 1579)

El rey autorizó a Margliani a negociar los mejores términos posibles, siempre que ""no se ponga en aventura la conclusión deste negocio"". También dejó clara se preferencia por una tregua que durase veinte años-el máximo período mencionado por Margliani-que obligara no sólo a los dos monarcas sino también a sus sucesores. El rey se mostró de acuerdo con Vélez acerca de la reputación y recordó la paz de Cateau-Cambrésis dos décadas antes: ""Para poderse hazer (la tregua) con más ygualdad, podría hazer dos capitulaciones, como creo que hizieron con Francia"".

Cualquiera que fuera la forma que adoptara el acuerdo, felipe era consciente de que esta decisión afectaría decisivamente a su compromiso de enviar galeras y tropas para apoyar el ataque de Sebastián sobre Larache, y escribió una carta hológrafa a su sobrino, en la que, pese a alabar su sagrado y glorioso plan para ""propagar la religión Cristiana en países de Infieles"", ""querría recordarle que esta era una empresa sumamente difícil, aunque importante, y por eso le rogaba a pensarle muy bien antes que se moviere"". Sobre todo, dado que SEbastián carecía de heredero, Felipe le instaba a no participar en persona"" En mayo de 1578 felipe ordenóa a su embajador en Lisboa, don Juan de Silva (anterior paje de Felipe II, que se había casado con la heredera del condado portugués de Portalegre), que informara a Sebastián de la ""suspensión"" con el sultán e indicara que, por una parte, traería ""muchos buenos affectos en seruiçio de Dios y bien universal de la Christiandad, y particular de mis estados"" y, por otra, que un ataque sobre Larache pondría en riesgo la tregua, dado que Fez ""(como se sabe) es cosa del Turco"" Felipe esperaba que Silva pudiera sacar a su sobrino ""del engaño en que está y del peligro en que quiere poner su persona, y estado, y reputación"".
Era demasiado tarde: al mes siguiente, Sebastián partió de Lisboa con una flota de 600 barcos de los cuales iba la mayoría de los 1.000 nobles de Portugal y unos 17.000 soldados".


continuará...

mary fely

Mensajes : 972
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: la Cerca o tapia de la Casa de Campo

Mensaje por mary fely el Jue Mayo 24, 2012 6:14 pm

"Silva , que acompañaba a la expedición, envió a su señor una serie de lúgubres informes sobre la empresa. Antes incluso de salir de Lisboa, don Juan lamentaba ""la falta de gobierno que llevamos. Placerá a Dios cegar o imposiblitar los enemigos, que de aquí pende enteramente la salud de esta armada"" y rezongaba que ""embarcaréme hoy desacomodadísimo, sin armas y sin dinero, mas espero en Dios algún milagro"". Al mes siguiente, cuando las tormentas condujeron a la flota al puerto de Cádiz, Silva se lamentó de que ""la mayor parte de de bajeles pequeños de poca importancia y falta de galeras lo descompone todo"". En Julio, cuando la fuerza expedicionaria finalmente desembarcó en África, Silva rogó que ""dará Dios mejor subceso que muestra la razón"" porque

""no puedo encarecer a Vuestra Magestad las dificultades que nos cercan; mas bien se dejan considerar viendo que somos pocos, bisoños, desobedientes, mal gobernados, sin cabeza superior sino rey (Sebastián)...que no tiene ministro que le contradiga ni tenga autoridad para ello, hanse imaginado todos que los lleva a degollar. Pésame de no poder escrebir a Vuestra Magestad alguna esperanza que no se funda en milagro.
Es notable que quejas muy similares (la escasez de galeras, la microgestión, la confianza en los milagros) se dirigieron contra Felipr II diez años más tarde, durante la Jornada de la Gran Armada. ES también notable señalar que en ambas ocasiones resultaron fatales. El 4 de agosto de 1578, tras la batalla de Alcazarquivir, Silva informó amargamente que, ""conforme a la razón, sucedió el miserable caso de la rota y pérdida del rey""
Durante algún tiempo, sólo se confirmó la ""rota"". Aunque el primer informe enviado por Pérez a El Escorial, el 12 de agosto, afirmaba que Sebastián había muerto, al día siguiente ""vinieron a Su Magestad a este monasterio tres correos de diversas partes"" algunos de los cuales afirmaban ""que el rey estaba preso"". Siguiera o no con vida su sobrino, ""viemdo lo que va estrechándose la Christiandad y estendiéndose los contrarios della"", a Felipe le preocupaba un contraataque turco. El 13 de agosto, pese a su noche de insomnio, envió a su secretario de Guerra una lista de ""algunas provisiones"", señalando orgulloso que ""buena parte dellas añadí yo, y son así para asegurar lo de acá (la costa andaluza) como las plaças de África de Portugal"". Pero ¿qué significaba la ""rota"" para los Países Bajos? Pérez trató de cortejar ""lo de acá con lo de allá"", concluyendo que ""aunque aya mucho dinero"", España ahora no podía ""acabarse de conquistar"" los Países Bajos, como el rey se había decidido el año anterior y, dado la emergencia portuguesa, Pérez recomendó un acuerdo negociado con los rebeldes, tal vez valiéndose de la oferta de mediación del emperador. Felipe estuvo de acuerdo: ""no ay duda sino que lo mejor sería de acomodarnos, quedando salvo lo de la religión, pero aun esto tiene cien mil dificultades, porque estando (los rebeldes) tan superiores, no han de querer venir en cosa por que se pueda pasar"" Enfrentado a tantas incertidumbres, Felipe partió abruptamente de El Escorial, 22sin ver la casa ni la obra, saliendo por una puerta falsa de los jardines, ""sin solo"" en dirección a Madrid para consultar a sus ministros.

El 14 de agosto, Felipe se reunió con el duque de Alba, tal vez (como muchos años más tarde relató Luis Cabrera de Córdoba) con el fin que ""dispusiese lo necesario para celebrar las exequias (de Sebastián) y, (don Fernándo le ) respondió, le fuera mejor ir a hacellas a Belén de Portugal""; pero, en vista de la incertidumbre, Felipe ""sabiamente le respondió: "El tiempo os mostrará cuán errados fuéramos"". CUatro días después llegó una carta confirmando la muerte de Sebastián, pero Felipe siguió dudando: Luego vi esto a la mañana"", le escribió a Mateo Vázquez (quien le había reenviado la carta), ""pero por buenos respectos no he querido decir nada dello; y así vos no lo digáis ni se entienda. Que aunque ay otros avisos que dicen la muerte del rey, no tiene fundamento que esto, que conbiene que no se entienda aun"" Luego llegaron otros ""avisos" a Madrid ""que dicen que el rey estaba libre e iba en su armada; mas viene por rodeos y mas derecho es lo de ayer"" lo que llevó a Felipe a comentar melancólicamente : ""Ojalá fuese verdaderos los de oy"" Pero más avanzado el día, llegaron otras noticias que le convencieron de que en efecto el rey había muerto".

continuará...



mary fely

Mensajes : 972
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: la Cerca o tapia de la Casa de Campo

Mensaje por mary fely el Vie Mayo 25, 2012 2:40 am

El ""ojalá"" de Felipe reflejaba su temor a que la muerte de su sobrino crease graves problemas diplomáticos. El sucesor evidente de Sebastián era su tío abuelo, el viejo cardenal Enrique, de sesenta y siete años de edad; y, dado que ni él ni sus hermanos tenían hijos legítimos, su pariente varón más cercano era Felipe II"
Felipe impuso precaución porque ""parece más dificultoso el negocio"" Una vez más , el rey tenía razón. Sebastián había dejado un Consejo de Rejencia para que gobernarse Portugal en su ausencia y, el 23 de agosto de 1578, sus miembros acordaron que el cardenal Enrique debía servir como ""gobernardor y defensor"" del reino hasta que se tuviera seguridad sobre el destino de Sebastián. Cinco días después proclamaron rey a Enrique, si bien sin mucho entusiasmo, dado que , según un agente de felipe en Lisboa, ""ahora no se tratan sino de llorar sus hijos y parientes y el rescate que les ha de costar, que será otra segunda perdición deste reino" El gobernador de Fez exigió por su parte tras millones de ducados por el rescate de sus 6.000 cautivos, en tanto que otros vencedores marroquís, con más de 8.000 prisioneros en su poder, esperaban obtener una compensación igualmente generosa".

La proclamación de Enrique como rey de Portugal obligó a Felipe a reivindicar sus derechos como ""heredero presuntivo"" tanto en portugal como en sus territorios ultramarinos; y, al mismo tiempo, a prepararse para la lucha en caso de fracasar. Felipe inició la movilización casi por casualidad. El 25 de agosto, encargó al duque de Alba y al marqués de Santa Cruz,sus principales comandantes militares y navales, que diseñaran un plan para capturar Larache (el objetivo de la campaña de Sebastián) a fin de desbaratar cualquier contraataque musulmán. Los dos expertos respondieron un plan ambicioso que implicaba la movilización de recursos de todo el mediterráneo occidental, lo que dió a Felipe tiempo para pensar:

"para esto me ofrecen dificultades grandes, y aun son tres. La una que como se podrá desamparar tanto lo de Nápoles y Sicilia no estando ciertos de que no vendrá la Armada del Turco...La segunda dificultad, que como se hará con portugal, siendo aquello su conquista. La tercera que costará mucho aquello...aviéndose de acudir a lo de acá y a lo de Flandes como no se puede dexar de hacer".

NO obstante, pocos días después, el rey se dió cuenta de que las fuerzas movilizadas contra un enemigo, podían, en caso de necesidad, utilizarse contra otro:
""Me parece que es bien que se hagan todas estas prevenciones, buscando forma para ello, porque es bien tenerlos prevenidas para todo lo que se pueda ofrescer así la armada del Turco, que aquí decís, como también por si en Francia rompiesen no nos hallen desapercibidos-y si no para esto de Larache, de que no ay duda sino que conviene mucho y es de mucha importancia""

Para acortar tantas páginas que faltan, me salto unas cuantas y termino con unas cuantas frases más que dicen mucho de los sentimientos de aquellos personajes de nuestro pasado, y nos da una idea de como Portugal pasó a ser parte de España en el siglo XVI.

"Entre tanto, Felipe continuó utilizando a la vez ""blandura y hierro"" para ganarse a los indecisos de Portugal. Puso especial atención en los duques de Braganza, autorizando a don Rodrigo de Castro (su pariente) para que tratarse de convencerles de que

""Su magestad anda de partida con resolución de no volver un paso atrás sin el rey de Portugal, pues se lo ha dado Dios y su derecho; y cuando no bastaran los medios pacíficos, tomará con las armas lo que es suyo, aunque como gran cristiano, holgaría en extremo de lo primero, por excusar la miseria que consigo trae la guerra, mayormente entre cristianos tan vecinos, amigos y deudos.""

Al mes siguiente, de nuevo siguiendo instruciones de Felipe, Castro advirtió a los duques de que en una visita reciente a Madrid ""he visto que no se trata sino de guerra y más guerra"" de manera que si Dios
""no remedia, me temo qu(e) este rinconcillo de España (a donde se ha recogido la relegién católica) se ha de acabar y perder del todo, y que habemos de venir a estar peores que en Francia, Alemania y Inglaterra; pues estos de fuerza han de venir a ser personages en esta tragedia y, forzosamente nos han de pegar la roña que traen consigo""

En Madrid, el cardenal Granvela convenció a Felipe para que acometiera otro importante cambio político: no debía repetir el mismo error que había cometido durante la situación de emergencia surgida en los Países Bajos en la década de 1560 y quedarse en su capital, sino que debía dirigirse primero a Extremadura y luego a Lisboa en cuanto Alba le comunicara que podía hacerlo sin peligro. El rey redactó cumplidamente un nuevo testamento y en la medianoche del 4 de marzo de 1580 salió de Madrid hacia Extremadura, seguido por su esposa, sus tres hijos mayores y un puñado de consejeros. Deliberadamente, dejó a la mayoría de sus cortesanos y de sus ministros en Madrid, para evitar dar la impresión de que los castellanos gobernarían Portugal. Durante su ausencia, que duraría tres años, el rey mantuvo en contacto con sus consejeros mediante relevos de mensajeros, cartas y rescriptos: el mismo sistema que había prevalecido durante la ausencia del, rey en El Escorial, El Bosque de SEgovia y Aranjuez, salvo que ahora las decisiones regias tardaban una semana en llegar, en lugar de un par de días"


Fuente: Geoffrey Parker
Felipe II
La biografía definitiva

mary fely

Mensajes : 972
Fecha de inscripción : 24/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Hilo movido al foro general para Alamostrail

Mensaje por Anne el Mar Sep 24, 2013 4:12 pm

Creo que así va bien. Anne
avatar
Anne

Mensajes : 1463
Fecha de inscripción : 22/07/2010

Volver arriba Ir abajo

Re: la Cerca o tapia de la Casa de Campo

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 8 de 8. Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 :: Papelera

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.